Reto Cariaco 2009

DÍA 02 Lunes 22 de Junio 2009

tabladia2

Pasamos una noche de buen descanso, nos paramos con luz de día a las 05:00 hrs. y para nuestra salvación nuestro desayuno es de atún con arepas, café y jugo.

Salimos pasando por Angoleta, poblado en ensenada pequeña cuya costa está totalmente poblada hasta la orilla, se ve que es un pueblo de actividad pesquera seria, pero no sería un buen sitio para quedarse. Entramos en Laguna Grande del Obispo, muy bella, grande, varias Islas dentro de la Laguna, unas pequeñas playas de gravilla, algo de mangle, pero pocas aves en general.

Saliendo de Laguna Grande hay una población sin nombre en la carta, actividad intensa de pesca y peñeros, la pequeña costa saturada de casas, se ve una planta eléctrica y alumbrado, pujante y llena de pescadores en faena. Terminando la bahía donde está esta, vemos sobre el acantilado unas tallas, quizás unas 8, todas con sus miembros fálicos bien resaltados y sobre proporcionados, llamamos el sitio el fálico.

Con la brisa ya en franco ascenso, vamos llegando a Cerro Abajo, comunidad con mucha honra de estar aislada, planta eléctrica nueva, como en otros poblados tienen quemaderos de basura, tiene su propia escuela y a la maestra la traen a diario en peñero desde Los Cachicatos. El tema escolar parece estar bien resuelto, vimos niños todos los días en uniforme esperando en los puertos a ser recogidos para trasladarse a sus escuelas, hay varias escuelas básicas en los poblados medianos, educación superior en poblados mayores e universitaria en Cumaná; Pero a diario veíamos movilizaciones dentro y entre poblados para atender estudios. Fue bueno verlo sobre todo recordando que en el extremo opuesto de la península, en la costa norte de Paria, nos alarmo la carencia de escuelas básicas.

Llegamos a Punta Cangrejo, este es definitivamente el mejor punto que hemos visto hasta ahora, una bahía pequeña con características de piscina, agua transparente, unas instalaciones de churuatas, barra y restaurante de playa, playa de gravilla, está totalmente solo; Eso no impide que paremos y descansemos a la sombra de una churuata.

En general la costa es sencilla, pasamos la Ensenada de Las Maritas y del Negro, La Ermita muchos rancheríos de pesca, casetas de observación para pesca, vemos algo de mangle, algo de coral, muchas sardinas, pocas aves, tenemos entendido que la pesca abunda, tanto así que anualmente se ven ballenas entrando a alimentarse; Pagaríamos oro por encontrar nos con una. No hemos visto ninguna tortuga ni la veríamos en el resto de la travesía, no sé si es normal.

Chacopatica es una ensenada larga, como de un kilómetro, con una buena playa de gravilla, aquí empezamos a ver los primeros de muchos palafitos, tienen un puente desde la orilla y están como a 50 metros de esta, de acá a Medregal hay muchos, todos son abiertos por los cuatro costados y de techo de palma. Están por lo general ligados a algún lugar de comida o de hospedaje, estos son de una especie de posada en obra, con varias churuatas cerradas en tierra firme, bien ubicadas. Es un caserío grande. Me imagino que se podría conseguir alojamiento y comida acá.

Hacia el final del día el viento viro al NO y nos ayudo u poco, bienvenido el cambio después de horas de luchar con vientos frontales.
Los Cachicatos es ya un poblado de otras proporciones, es el último sitio donde llega la carretera desde el Este. Muchos pescadores, hay redes por todas partes, botes, no es muy bonito pero esta bien activo. De acá en adelante no hay una sola caleta donde entrar hasta que llegamos a Villa Medregal. Esta Marina es una sorpresa, es un puerto de veleros para trabajos de casco, tienen 23 barcos varados y otros 8 fondeados. Tiene instalaciones de hotel, piscina, restaurantes, no es un lujo pero si un lugar muy cómodo y acogedor, fueron muy amables con nosotros, nos permitieron guindar en un palafito sobre la orilla, usar los baños y cenamos en el restaurante, por fin un pescadito. El dueño es un francés Jean Marc, que es un derroche de simpatía y Raúl el encargado también. El ocaso del día fue especial.

Volver…